CRÍTICA PENDIENTE DE REVISIÓN Y AMPLIACIÓN

BLADE RUNNER (Ridley Scott) / 1982: Harrison Ford, Rutger Hauer, Sean Young, Edward James Olmos, M. Emmet Walsh, Daryl Hannah, William Sanderson, Brion James, Joe Turkel, Joanna Cassidy.

 

   Ridley Scott dirigió en 1982 la adaptación del relato de Phillip K. Dick “¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?”, convirtiéndose en una de las obras más revolucionarias y prestigiosas de la historia del cine, mezcla fascinante de Ciencia Ficción y cine negro, con grandes influencias de otra obra cumbre del género, que también marcó una época. Me refiero a Metrópolis, Fritz Lang, 1926.

 

   Blade runner marcó un antes y un después en todo lo referente a FX (el trabajo con miniaturas, perspectivas e iluminación del trío compuesto por Douglas Trumbull, Richard Yuricich y David Dryer es, simplemente, maravilloso, formidable y único -de forma injusta no ganaron el Oscar de ese año, que fue a parar a los efectos especiales de E.T. el extraterrestre, Steven Spielberg, 1982-; la recreación de vehículos, vestuario, personajes de todo tipo de religiones y razas, mobiliario urbano, edificios, bares y tiendas es concienzuda. Todo ello contribuye a la reproducción de un sórdido y desesperanzador futuro desarrollado en un Los Angeles desolado y yermo debido a la superpoblación, la contaminación y la lluvia ácida); planificación (ningún plano sobra en la trama, encajando todos ellos como piezas de un puzzle perfecto -me refiero siempre a la versión del 2007, que se puede ver en esa, por una vez, increíble edición en DVD que fue lanzada en nuestro país y que contiene las cinco versiones del filme estrenadas hasta la fecha, con innumerables documentales que desentrañan todos los entresijos del rodaje, narran el proceso de creación de los FX, la elección del casting, la realización de los decorados y un montón de cosas más-, y poseyendo, sin excepción, una belleza inusitada, engalanados por la perfecta labor que juega en la película la preciosa fotografía de Jordan Cronenweth); e historia (tras la compleja trama acerca de la identidad, del descubrimiento de ser algo o alguien completamente distinto a lo que habías pensado toda tu vida y del intento, pese a todos los inconvenientes, de vivir ésta con toda su intensidad, se ocultan una fábula acerca de la eliminación irracional y sistemática del diferente, sin pararse a descubrir sus motivaciones y sus sentimientos, y una hermosa y trágica historia de amor imposible).

 

   Cosas como que Deckard sea o no un replicante (el hermoso plano del unicornio en el bosque no deja lugar a dudas); el que sea Gaff (enorme James “Adama” Olmos, en una película que anticipa parte de la trama de esa obra maestra de la televisión que resulta ser Galáctica, estrella de combate, de visionado obligado para cualquier fan de la Ciencia Ficción que se precie) el único que lo sepa y lo descubra a los ojos de Rick de esa manera sutil y elegante, permitiendo la huída, en contra de sus intereses, de los dos amantes (dando lugar a un falso, por efímero, final feliz); o ese momento que ha pasado a formar parte de los anales de la historia del cine, en el que Roy Batty (inconmensurable Rutger Hauer), siendo un replicante, demuestra amar la vida más que muchos humanos, salvando la del propio Deckard después de que éste acabase con la de su amada Pris (una preciosa y letal Daryl Hannah), para posteriormente dejarse morir tras recitar una de las frases más bellas, emotivas y recordadas de la historia del cine: “He visto cosas que vosotros no creeríais. Atacar naves en llamas más allá de Orión. He visto rayos-C brillar en la oscuridad cerca de la puerta de Tannhäuser. Todos esos momentos se perderán en el tiempo como lágrimas en la lluvia. Es hora de morir.”, contribuyen a engrandecer una historia hermosa y conmovedora (a los que la tachan de fría y distante, les invito a que la vean una segunda e incluso una tercera vez y entonces me digan si siguen opinando lo mismo).

 

   Destacar finalmente la deslumbrante y mítica partitura de Vangelis y la labor de otros actores no citados anteriormente como Harrison Ford (que dota al detective Deckard de ese poso de amargura, melancolía y cinismo necesario); Sean Young (o de cómo hacer que un bellísimo replicante sea capaz de transmitir y sentir más emociones que un ser humano); Edward James Olmos (genial en el papel del blade runner Gaff) y William Sanderson (enternecedor y conmovedor en su papel del juguetero J. F. Sebastián).

 

   En fin, CINE con mayúsculas, sin más, que ayuda a reconciliarse con el mundo y con el séptimo arte, en una concatenación de factores que da forma a un todo casi perfecto y absolutamente irrepetible. Una vez que hemos terminado la experiencia de disfrutarla, podemos decir que no hemos visto las naves en llamas, ni los rayos-C brillando en la oscuridad que sí ha visto Batty, pero sí que podemos sentirnos afortunados al afirmar que acabamos de ser testigos de una obra bellísima e irrepetible.

 

(8,5/2)

CARÁTULAS Y POSTERS

TRAILER USA 1

TRAILER USA 2

(The final cut version - 2007)

TRAILER USA 3

(The final cut version - 2007)

TRAILER ESPAÑA 1

COMENTARIOS

Escribir comentario

Comentarios: 4
  • #1

    José Martínez (viernes, 03 mayo 2013 16:33)

    He perdido la cuenta de las veces que la he visto, y las que me que me quedan. Cada vez que la veo descubro algo nuevo en ella, ésta y Una Odisea del Espacio 2001 son mis favoritas. Escuché en su momento que querían hacer una segunda parte pero Harrison Ford se negaba a ello por que se descubriría a todas luces que el también era un "replicante", algo fuera de dudas para aquellos que la hemos seguido muy de cerca. En realidad, por un lado me gustaría que se hiciera una segunda parte pero, por otra no lo deseo para que no se rompa la mágia de esta obra maestra, creo que entendeis a lo que me refiero. Saludos y nos vemos más allá de Orión.

  • #2

    Alejandro (Administrador) (sábado, 04 mayo 2013 01:29)

    Yo la he visto 3 veces (una en tv, hace ya muchos años, a altas horas de la madrugada, las otras dos en DVD)y con cada nuevo visionado me sucede como a ti: Descubro nuevas cosas que la encumbran un poquito más y que la hacen un poquito más única e irrepetible. Lo de la secuela es algo que salta cada poco tiempo, pero creo que el filme de Scott se sostiene por sí mismo y no necesita una segunda parte que podría emborronar una de las grandes obras maestras del cine. Creo que la teoría de que Deckard es un replicante es un hecho, como lo confirma la escena del unicornio en el bosque (algo que ya apunté en la crítica). Y a mi también me parece fascinante el detalle de Gaff (Olmos) y su forma de hacer ver que también lo sabe, dejando irse a la pareja. Por otro lado, cada vez me parece más clara la influencia de BLADE RUNNER sobre esa otra obra maestra de la ciencia ficción, esta en formato televisivo, que es BATTLESTAR GALACTICA (de la que, curiosamente, Olmos es uno de los protagonistas en el rol del Almirante Adama), con el tema de las identidades ocultas de los replicantes (o los cylon) y su empeño por vivir entre los humanos como si fuesen parte de esa raza.

  • #3

    Alejandro "The Peplo" (viernes, 21 junio 2013 01:32)

    Indudablemente, una excelente película. Respecto a vuestros comentarios, un par de apuntes que dejo abiertos a una corrección. Sobre la incógnita de si es o no es un replicante, creo recordar que P.K. Dick no deja lugar a dudas al final de la novela, dando ese giro final,que el lector no esperaría. Pero tendría que realizar una revisión del texto.
    Respecto a "Galáctica, Estrella de Combate", primero hacer un guiño nostálgico a la serie original de los años setenta. Aquí los Cylons eran malos malísimos que de vivir con los humanos, pocas ganas. E impagable nuestro querido Dirk Benedict vestido con uniforme de terciopelo.
    En la versión actualizada que aquí se referencia, si bien hay un numero de ellos, cuasi-gobernantes de la raza Cylon, que pretenden introducirse ( y lo hacen) entre los humanos y aprender de ellos, no creo que sea con una intención pacifica, sino,con una finalidad de aprender, descubrir flancos débiles para el posterior ataque y aniquilación de la raza humana. No dejemos de recordar que la trama principal de la serie es la huida humana para evitar la extinción.
    Aún así, siempre hay algún sujeto que se humaniza y se relaciona bastante con el humano. ¿Quién no recuerda al entrañable Willy de "V"? Pues en este caso alguno hay siguiendo este ejemplo...

  • #4

    Alejandro Bedia (viernes, 21 junio 2013 12:36)

    Lo primero, gracias por comentar, Pep. La novela no la leí, y la verdad que tampoco pensé en hacerlo. Tengo que buscarla y echarle un vistazo.
    Y en lo de BATTLESTAR GALACTICA (la nueva, la antigua la desconozco), creo que no escribí correctamente: No todos los cylons pretenden vivir entre los humanos, de hecho solo buscan conocer sus puntos débiles para exterminarlos, pero sí algunos, que con el paso del tiempo se humanizan y acaban tomando partido incluso por éstos. A esos me refería.

PELÍCULAS EN LA WEB

Ciencia Ficción:        31

Terror:                  360

Fantasía:                 10

TOTAL:                  401

CARÁTULAS Y

POSTERS:            19880

PODCASTS:

 

Los jinetes del apodcastlipsis.

 

Enlaces a todos los programas del podcast en el que hablamos de cine, literatura, series, videojuegos o música, siempre relacionados con el cine de terror.